viernes, 27 de mayo de 2011

DE ALMERIA A MURCIA POR LA COSTA

Por fin llegó el día de nuestro primer "gran viaje" en bicicleta: “De Almeria a Murcia por la costa".  Quizás no suene tan rimbombante como nuestros viajes a Indonesia, Costa Rica o Estados Unidos pero la ilusión con la que lo hemos preparado es tanta o más.

Al contrario de lo que pueda parecer, la preparación de un viaje en bicicleta, aunque sea aquí al lado, nos ha parecido hasta más complicado que un viaje a larga distancia sin bicis, sobre todo a la hora de hacer el equipaje. Desde casa es fácil liarse y sobrecargar el equipaje, pero hay que tener en cuenta que todo lo que eches encima de la bici lo estas cargando también en tus piernas y de esos kilos de más te vas a acordar cuando empiecen las subidas.

Otro inconveniente que nos hemos encontrado es el transporte de las bicis en el autobús. Hay que llevarlas bien empaquetadas, sobre todo para no manchar el equipaje de los demás viajeros, cosa que me parece lógica. Lo que no me parece tan normal es pagar 10 euros por trayecto y bici cuando hay equipajes más voluminosos que una bicicleta que no pagan ese plus. 
A pesar de estos pequeños inconvenientes las ventajas ganan por goleada y la experiencia no ha podido ser más positiva. La droga de viajar en bici ya corre por nuestras venas. ¡¡¡Que bonito a quedao!!!


NOTA.- Si quereis ver alguna foto con más calidad pulsad sobre ella.



Ver mapa más grande
La ruta



COMIENZA LA AVENTURA


A las 10:30 de la mañana cogemos el autobús en la Estación de Autobuses de Murcia. Poco antes de llegar a Almería, nos llama por telefono nuestro amigo Jose (Alpino) para preguntarnos a que hora teniamos prevista nuestra llegada. La casualidad hizo que nos encontraramos con él en la Estación de Autobuses de Almeria  ya que justo a la misma hora tenía que llevar a su hermano que salía para Murcia.
Después de desembalar las bicis y quedar para más tarde con Jose, nos dirigimos a nuestro primer alojamiento en este viaje: El Hotel Citymar Embajador. Aunque el nombre del hotel desprende señorío,  no  penseis que nos esperaba "La Preysler" con los Ferrero Roché. El hotel era más antiguo que la Filipina pero por 34 euros... ¿Que más se puede pedir?. Al menos estaba limpio que es lo que realmente importa. Además nos guardaron amablemente nuestras burras en la habitación de equipajes de la recepción.
La tarde-noche la pasamos con Jose paseando por Almeria, hablando de viajes y tomando unas cuantas cervezas para ir haciendo cuerpo.


Desempaquetando bicis en la Estación de Autobuses de Almeria



1ª ETAPA.  ALMERIA - SAN JOSE (48 kms)


Las previsiones metereológicas no eran buenas y por desgracia se confirmaron nada más salir del hotel a desayunar. El cielo estaba muy encapotado pero lo peor es que soplaba un viento bastante molesto. 
Con la valentía que nos caracteriza, nos enfundamos nuestros chubasqueros y a pedalear hacia el puerto para buscar "El Cable", un cargadero donde tiempo atrás se transportaba el mineral desde interior de Andalucía hacia la costa por una via ferrea.
El motivo de comenzar desde "El Cable" es que la "Transandalus"la ruta que ibamos a seguir durante los dos primeros dias, empieza justamente su etapa de Almería bajo este cargadero. La "Transandalus" es una página web creada por aficionados al ciclismo de montaña que se lo han currado mucho para diseñar una ruta que recorre toda Andalucía, mayoritariamente por sendas y caminos sin tráfico de vehículos. El recorrido está muy bien diseñado en la web y el rutómetro es muy detallado para despistados como nosotros.


Comienzo de nuestra ruta bajo "El Cable" en el Puerto de Almería

Al poco  de comenzar paramos a comprar agua en el Paseo Marítimo de Almeria


Comenzamos la ruta cruzando el Paseo Marítimo. Tras rodar junto a la Universidad de Almeria por un carril bici y pasar por un par de urbanizaciones, por fin nos adentramos en el Parque Natural de Cabo de Gata. Nuestras burras, más acostumbradas a caminos de tierra que al duro asfalto, parecían agradecer el cambio de terreno.
Espero no os mareis con el VIDEO


Antes de llegar al pueblo de Cabo de Gata, donde habíamos quedado con Jose para continuar la ruta juntos, rompimos uno de los pulpos que amarraba mi equipaje. Aprovechando que venía desde casa, lo llamé por teléfono para ver si nos podía conseguir alguno. La conversación fue un poco confusa:

Rubén.- Jose...¿Me puedes conseguir un par de pulpos?
 Jose.- Mmmmm......NO (me contestó muy convencido)
Rubén.- Bueno...es que se me ha roto uno y no puedo sujetar bien el equipaje. Mira a ver si me consigues aunque sea una cuerda.
Jose.-  Ahhhh vale!! Te paso a mi hermano que sabe más del tema.

Al colgar nos dimos cuenta de nuestro error. Jose seguramente había supuesto por unos segundos que estabamos zumbaos y queriamos un par de pulpos para hacerlos a la gallega en medio de la ruta. Luego nos hartamos a reir imaginando lo que debió de pensar de nosotros.



Primeras pedaladas por caminos de tierra


Comienza el Parque Natural

Acercandonos a la Ermita de Torregarcía

Una fotico junto a la Ermita de Torregarcía construida en 1502

A pesar de pedalear por una zona semidesertica las ultimas lluvias habían dejado una vegetación espectacular

Da gusto rodar por estos caminos

Observesé el moderno GPS, unos folios dentro de un plástico. La ventaja es que nunca se le gasta la batería.

Poco antes de llegar a San Miguel de Cabo de Gata pasamos por el "El Charco"


La arena invade el camino y toca empujar, además comenzó a llover.


Después de 24 kms de ruta muy agradable y sin ninguna dificultad montañosa, llegamos a San Miguel de Cabo de Gata. Enseguida fuimos al colegio del pueblo donde trabaja María (Alpina), la mujer de Jose. De casualidad  la encontramos justo en la puerta del colegio. Charlamos un rato con ella y quedamos para comer en San José, al finalizar la etapa.
Junto a la Torre de Cabo de Gata nos encontramos con Jose para seguir la ruta. Su hermano nos trae un pulpo,  (de los de atar el equipaje) Nos vino de lujo. ¡¡Gracias!!



Botes de pesca en la playa de Cabo de Gata

Indurain y Contador se quedan en mantillas al lado de estos peaso de ciclistas


Jose se une al pelotón y además de buena compañia nos hace de guía. Es un gustazo no tener que estar mirando el rutometro y disfrutar unicamente del paisaje. 
Enfilamos la carretera asfaltada que se dirige hacia la Iglesia de Almadraba de Monteleva, famosa por aparecer en varias peliculas, entre ellas la oscarizada Patton
Sabiamos que en esta zona de Almeria se habían rodado películas, además de anuncios y videclips pero desconociamos que fueran tantas. Jose nos fue mostrando durante el camino algunos escenarios totamente desconocidos para nosotros.

Iglesia de la Almadraba de Monteleva en restauración


Dejamos atrás la iglesia y al fondo ya podemos ver lo que nos espera. Antes de llegar al Faro de Cabo de Gata tenemos que superar la primera dificultad montañosa de nuestra ruta. La subida no es muy larga pero las rampas nos hacen apretar los dientes.

Merce se baja en las últimas rampas aplicando su lema de: "Sufrir pa na es tontería"


Al final de la subida la recompensa de unas preciosas vistas sobre el Faro de Gata (También en restauración)


Arrecife de las Sirenas

Torre de Vela Blanca desde el Faro de Cabo de Gata
Después de visitar el Faro de Cabo de Gata nos dispusimos a subir hasta la Torre de la Vela Blanca., uno de los miradores más espectaculares del parque. Supongo que habrá algún máquina que suba esta cuesta en bici, pero nosotros ni de coña. Pusimos pie en tierra y andandico poco a poco llegamos a la cima.



La mayor parte de la subida a la Torre de la Vela Blanca la hicimos caminando


Jose y Merce junto a la Torre de la Vela Blanca. Uno de los miradores más impresionantes de la ruta. No apto para los acojonaos con las alturas como yo.

Faro de Cabo de Gata desde la Torre de la Vela Blanca

¡¡Esos tios del sureste español!!

La costa salvaje del parque






Como todo lo que sube baja, en un momento nos plantamos en la Playa de Mónsul. En esta playa se han rodado escenas de muchas películas, entre ellas Indiana Jones y la Ultima Cruzada.  

Playa de Mónsul




Playa de Mónsul



Continuamos la ruta y enseguida llegamos a la Playa de Genoveses una de las más famosas del parque. Nos recordó mucho a una playa muy bonita de Ilha Grande en Brasil.
Desde Playa de Genoveses pedaleamos durante unos pocos kilómetros hasta llegar a San José donde nos espera María y las dos niñas. Comemos todos juntos en un restaurante del pueblo donde damos buena cuenta de las viandas. Si pensais que esto del cicloturismo sirve para adelgazar olvidaros del tema.
A mitad de la comida comenzó a llover, menos mal que no nos ha pillado el chaparrón en el camino y el hostal lo tenemos a pocos metros. Nos despedimos de la familia Alpina y nos fuimos rapidamente para la habitación a disfrutar de una buena ducha.


Acercandonos a la Playa de Genoveses

Por este camino entre piteras llegamos a la playa


Playa Genoveses

La menorquina cargada para la ruta

Merce coronando la última cuesta antes de llegar a San José

En San José nos alojamos en el Hostal Puerto Genoves (45 euros con desayuno). La habitación está muy bien y te guardan las bicis sin problemas en la cochera.
Por la tarde damos una vuelta por el pueblo, compramos alguna cosa para cenar y pronto a descansar



2ª ETAPA.  SAN JOSE - AGUA AMARGA (48 kms)

La mañana amanece de nuevo nublada pero parece que no va a llover. Después de desayunar en el hostal quedamos con nuestros anfitriones María y Jose que se apuntan a hacer la etapa con nosotros.
A las 09:30 comenzamos la ruta y nada más salir del pueblo enfilamos una cuesta que ni las cabras, además subimos por la parte más corta pero también la más empinada. Andando ya era dificil subir pero empujando las bicis se hacía casi imposible, sobre todo las nuestras que iban cargadas.


Esperando a nuestros amigos para comenzar la etapa

Comenzamos a subir por el cuestarron dejando atrás San José

Una fotico del cuestarrón

Desde otra perspectiva

Por fin coronamos y disfrutamos de unas buenas vistas de San Jose

Desde aquí comenzamos a rodar junto a los acantilados por una de las zonas más bonitas de la jornada

Las chicas subiendo como campeonas



Después de una bajada vertiginosa llegamos al Castillo de San Felipe y Los Escullos

Castillo de San Felipe (Los Escullos). Año 1.771

Los Escullos


Dejamos atrás los Escullos y comenzamos a rodar un tramo de varios kilómetros por asfalto. Tenemos que emplearnos a fondo para subir hasta el Mirador de la Amatista, uno de los más bonitos de Cabo de Gata.
Despues de recuperar fuerzas tomando unas barritas energeticas, nos hacemos unas fotos en el mirador y continuamos la ruta hacia Rodalquilar. En la bajada al pueblo Jose y yo rodamos a más de 65 kms/h. Es lo que tiene ser unos mozos recios, que subir no subimos ni con motor pero en las bajadas somos unos craks.


Vistas desde el mirador

En el mirador



Cruzamos el bonito pueblo de Rodalquilar y comenzamos de nuevo a subir, pasando por las minas de oro (1880-1990).
Repostamos agua en el pueblo, ya que en los próximos kilómetros sería imposible avituallarnos.



Una parada en las minas de oro de Rodalquilar

Vistas de Rodalquilar desde las minas

Desde las minas comenzamos de nuevo a rodar por caminos de tierra. La zona empieza a ser totalmente desertica y el viento en contra nos castiga con fuerza.



Acceso al mirador del pueblo minero de San Diego

El  pueblo minero abandonado de San Diego



Tras varios kilómetros de subida tendida pero con el viento en contra por fin comenzamos a bajar hasta "El Cortijo del Fraile,  uno de los lugares míticos de la zona.
Federico García Lorca se inspiró en un crimen pasional acontecido en este lugar en el año 1929 para escribir "Bodas de Sangre". 
En los años 60 se utilizó como localización cinematográfica de varias peliculas del oeste. Entre ellas:
"El bueno, el feo y el malo (1966)", "Yo soy la revolución (1966)", "El tiempo de los buitres (1967)", "Silla de plata (1978)" y "Contra el viento (1989)"



Vereda entre piteras hasta el Cortijo del Fraile

El pelotón llega al famoso Cortijo

Cortijo del Fraile. S.XVIII

Monolito donde se describe la historia cinematográfica del lugar


En el Cortijo del Fraile nos despedimos de Maria y Jose que siguen hasta Los Albaricoques donde ha quedado en recogerlos el hermano de Jose. Nosotros continuamos hasta Fernán Pérez.


Ha sido un placer compartir estos días con "Los Alpinos". Sin duda el recuerdo de nuestro paso por Cabo de Gata irá unido a ellos . Os esperamos para la próxima en Murcia.
Bueno... la despedida fue a medias ya que con Jose quedamos para por la noche en Agua Amarga.


Continuamos la ruta hacia Fernán Pérez donde pensabamos parar a comer, pero una vez allí cambiamos de idea. Aunque ya era tarde y nos quedaban 15 kms para llegar a Agua Amarga, Jose había comentado que el camino se hacía todo bajada por carretera asfaltada, así que pedaleamos con fuerza y sobre las tres  y media de la tarde llegamos al bonito pueblo de Agua Amarga.
Al llegar al pueblo fuimos directamente al Restaurante "La Playa", que nos habían recomendado nuestros amigos Pedro y Gloria. Aunque fue un poco caro, el arroz negro estaba buenísimo y las jarras de cerveza bien fria que nos ventilamos las pagamos con gusto.
Después de comer descansamos un poco en el hotel y por la noche quedamos con Jose en el pueblo donde ya nos despedimos definitivamente de él.  A partir de ahora nos quedamos sin guia y para los próximos días nos las tendremos que arreglar en solitario con la ruta, esperemos no perdernos demasiado.


¡¡¡MUCHAS GRACIAS POR TODO VECINO!!!


Abandonamos el Cortijo del Fraile y nos dirigimos a Fernán Pérez

La recompensa nos esperaba en la playa de Agua Amarga. Fuimos directamente al restaurante sin pasar por el hotel.

Playa de Agua Amarga

Playa de Agua Amarga


3ª ETAPA.  AGUA AMARGA - MOJACAR (34 kms)



Nos levantamos bien temprano para aprovechar bien el día. Estamos comenzando a  pedalear todos los días a las 09:30 y hoy queremos salir antes. 
Desayunamos  unos donuts y unos batidos que compramos la tarde anterior creyendo que el hotel no nos incluía el desayuno pero cuando fuimos a pagar nos dice la dueña que teniamos preparada la mesa. Como no somos de desperdiciar nada nos sentamos de nuevo a desayunar. Aqui comenzamos a ver claro que en este viaje no ibamos a perder peso.

Por cierto, el Hotel Family nos gustó mucho. (49 euros con desayuno)


Segundo desayuno del día en el Hotel Family


Nada mas salir de Agua Amarga en dirección a Carboneras nos encontramos el primer cuestón de la jornada. Casi echamos los dos desayunos que tanto nos había costado engulllir. Menos mal que la ascensión no fue demasiado larga y enseguida coronamos, lanzandonos a tumba abierta hasta Carboneras.



Agua Amarga desde el cuestón


Llegamos a Carboneras y tomamos el carril bici

Termina el carril bici y aprovechamos para rodar por el paseo marítimo

Abandonamos Carboneras subiendo y con fuerte viento en contra

Llegamos hasta "el famoso" Hotel del Algarrobico. La obra fue paralizada cuando ya estaba practicamente finalizada y ahora nadie sabe que van a hacer con él



Desde el hotel del Algarrobico hasta Mojacar debiamos subir por una zigzageante carretera que queriamos evitar a toda costa. El motivo de evitarla es que seguramente tendriamos que subir empujando la bici durante algún tramo, y viendo como respetan algunos coches a los ciclistas, preferimos no arriesgar nuestras jóvenes vidas.
La otra opción, muy dura pero más bonita, era ir subiendo por las ramblas hasta Sierra Cabrera y desde allí alcanzar la localidad de Sopalmo para después retomar la carretera de bajada hasta Mojacar.
La cosa no era fácil porque la información en internet de esa ruta era escasa. Jose nos explicó el día anterior una parte del recorrido pero él no lo había hecho por completo, por lo que ibamos un poco a la aventura.
Desde el hotel abandonado del Algarrobico comenzamos a subir por la Rambla de Alias. Esta rambla alcanza en algumos momentos más de 200 metros de ancho. Durante unos cuantos kilómetros pedaleamos totamente solos y a pesar del paisaje arido disfrutamos del silencio y de la tranquilidad del lugar.
Más tarde fuimos encontrando pequeños caserios y preguntamos por la subida de la Rambla del Saltador a un señor que iba paseando al perro . El paisano nos dijo que estabamos locos y que por allí no se puede subir con la bici, que mejor que nos demos la vuelta. La verdad que nos acojonamos un poco, pero como teniamos alguna referencia de que si era posible seguimos hacia la aldea de "El Saltador".


Subiendo por la Rambla Alías

 
Se nos estaba acabando el agua y al llegar a la Aldea de "El Saltador" pedimos a un señor que nos llenara los bidones, lo cual hizo amablemente. Este hombre nos dio más esperanzas que el anterior y nos comentó que la Rambla del Saltador se podía hacer perfectamente, que era dura y seguramente tendriamos que empujar las bicis, pero que no había problema. Nos indicó que una vez se acabara el camino principal desembocariamos en otro más ancho y pisado el cual tendríamos que tomar hacia la derecha hacia Sopalmo.
Comenzamos a subir desde El Saltador y el primer kilómetro lo hicimos sobre la bici. Durante un momento pensamos que la gente era muy exagerada pero de repente la cosa se complicó y tuvimos que echar pie a tierra y subir empujando las bicis durante al menos un par de kilómetros de durísimas rampas. Aún siendo domingo no pasó ningun ciclista o excursionista al que preguntar, así que ibamos un poco acojonados por si nos confundiamos de camino. Al menos llevabamos agua y un poco de comida.


Rambla del Saltador


Al fin llegamos a esa pista principal y con gran alegría por no habernos perdido comenzamos a descender durante varios kilómetros hacia el bonito pueblo de Sopalmo. La bajada fue una delicia y las vistas espectaculares. Nos sorprendió mucho la cantidad de cortijos perdidos que tienen comprados los guiris por esta zona de Almeria.


La pista principal por la que bajamos a Sopalmo


Vertiginosa bajada a tumba abierta de Merce



Una vez en Sopalmo cogimos de nuevo a la carretera principal  de bajada hasta Mojacar y a las 12:30  nos presentamos en la turistica localidad costera. 


Por las calles de Sopalmo

Merce haciendo el último esfuerzo para llegar a Mojacar


En Mojacar habíamos reservado un hotel por internet a  precio de ganga. El Hotel Best Indalo hace ofertas fuera de temporada y por 47 euros tuvimos habitacion y pensión completa. Es más caro quedarse en casa.
A pesar de ser temporada baja y domingo, había cola en la recepción. Parece ser que no fuimos los únicos en encontrar la oferta. Lo curioso es que nada  más entrar nos encontramos con Leoni, el primo de Merce, que justo acababa de llegar con la familia. Como para venir aquí con la amante, jejeje.
En esta jornada hicimos tan solo 34 kms porque queriamos disfrutar de un día de relax en Mojacar. Pensabamos que nos podiamos dar un baño en la playa o en la piscina pero el tiempo no nos acompañó. 
Por la tarde paseamos un poco pero el fuerte viento nos hizo refugiarnos pronto en el hotel.

El tiempo no nos acompañó en Mojacar


4ª ETAPA.  MOJACAR - AGUILAS (45 kms)

Nos levantamos bien temprano y al mirar por la ventana nos encontramos con el peor día que hubieramos podido imaginar para coger la bici. Además de llover bastante, el viento soplaba con fuerza y como es habitual, en contra.
Desayunamos tranquilamente con la esperanza de que parara la lluvia y al llegar a la habitación nos llamó Leoni ofreciendonos sitio en su coche para llevarnos a nosotros y a nuestras burras hasta Aguilas, nuestro siguiente destino. Lo pensamos durante un momento y al final Merce me pregunto:
- ¿Si no estuviera mi primo que hubieramos hecho?
- Coger la bici (le contesté).
¡¡¡Pues arreando!!. 

Cubrimos los equipajes con nuestras fundas de diseño (bolsas de basura), nos enfundamos los chubasqueros, y a rodar.
La verdad que no fue para tanto y una vez pasados los primeros diez minutos da igual que llueva o que no.

Cruzamos Garrucha y Vera Playa aprovechando los paseos marítimos para evitar el tráfico, incluso tomamos durante varios kilómetros un carril bici que nos llevó hasta Villaricos.



Salimos lloviendo de nuestro hotel en Mojacar




Pasamos Villaricos y comenzamos a rodar paralelos a una costa muy accidentada. Los continuos sube y baja nos minaban las fuerzas pero a pesar del esfuerzo mereció la pena pedalear por esta zona virgen del mediterraneo. 



Por esta carretera encontramos antiguas fortificaciones y torres de vigilancia

La menorquina asomandose a los acantilados en busca de su isla


La carretera era un continuo sube y baja, pero al menos dejó de llover


Abandonamos la carretera en bastantes ocasiones para rodar por caminos o paseos marítimos. Este camino nos llevó hasta San Juan de Terreros, el último pueblo almeriense antes de llegar a Murcia.

Cruzamos San Juan de Terreros por el paseo maritimo y tomamos de nuevo la carretera principal que nos lleva hasta la Región de Murcia

A la llegada a Aguilas encontramos este carril bici que nos acercó hasta el centro de la ciudad


Llegamos sobre las 13:00 hrs a Aguilas y nos dispusimos a buscar alojamiento. Al final nos quedamos en el Hotel Madrid (40 € con desayuno). El hotel tiene una decoración Retro, o lo que es lo mismo, que no ha sido reformado desde que Franco era cabo. Por lo menos está limpio, que es lo que realmente nos importa.
Comimos en un chino y tras descansar un poco fuimos a caminar por el paseo marítimo.


Atardecer en Aguilas




5ª ETAPA. AGUILAS - MAZARRON (58 kms)



Por fin amanece un día soleado y enfilamos el Paseo Marítimo de Aguilas para tomar la carretera hacia Mazarrón

Abandonamos la costa y rodamos por una carrera rural que va ascendiendo poco a poco

Al fondo divisamos el "Lomo de Bas" una durísima subida de varios kilómetros que nos esperaba amenazante

La subida fue durísima pero las vistas merecen la pena

Al fondo el Cabo Cope



Merce con la burras después de coronar el puerto. La subida es dura pero al menos no hay casi tráfico.

Lo bueno de las subidas es que normalmente suelen bajar, así que despues de coronar disfrutamos de un largo descenso hasta la aldea de Las Librilleras donde compramos una botella de agua de litro y medio y dos bocatas de salchichón y nos cobran 2,35 euros. ¡¡Así da gusto!!
Continuamos bajando de nuevo hacia la costa. Cruzamos El Ramonete y enseguida llegamos  a  Puntas de Calnegre donde hacemos una parada para repostar en uno de los bares. Nos pedimos una par de jarras de cerveza y unas bravas y nos comemos los bocatas que habíamos comprado. Cada vez nos gusta más esto del cicloturismo.


Puntas del Calnegre y Cabo Tiñoso al fondo

El bareto donde paramos a tomarnos las birras y los bocatas

Desde Puntas del Calnegre a Bolnuevo disfrutamos de una de las zonas más bonitas de la costa murciana.
Durante 12 kms pedaleamos por un camino de tierra paralelo al mar y con pequeñas calas virgenes donde se practica el naturismo. Las fotografias no necesitan comentarios.






De Puntas de Calnegre a Bolnuevo







De Puntas de Calnegre a Bolnuevo










Mapa de la zona



Tras recorrer uno de los tramos más bonitos del viaje llegamos a Bolnuevo. Mucha gente desconoce las espectaculares formaciones de la Ciudad Encantada de Bolnuevo (Mazarrón)


Llegando a Bolnuevo

 Ciudad Encantada de Bolnuevo o Gredas de Bolnuevo


Merce dejando atrás la Ciudad Encantada de Bolnuevo

Llegamos a Puerto de Mazarron en busca del Hotel La Cumbre, el cual habiamos reservado días antes. Lo bueno de viajar fuera de temporada es el poder aprovechar ofertas como la de este hotel donde nos alojamos por tan solo 30 euros. Una autentica ganga y no solo por el precio.
Lo único malo es que como podeis adivinar por su nombre, el hotel se encontraba en "la cumbre", así que los últimos metros fueron de subida.


Después de una dura jornada ciclista nada mejor que un baño en la piscina

Vistas del Puerto de Mazarron desde nuestra habitación


6ª ETAPA.  MAZARRON - LOS NAREJOS (72 kms)

Por fin pudimos madrugar y salimos del Hotel La Cumbre a las 08:00

Abandonamos el Puerto de Mazarron por el Paseo Marítimo, evitando así el tráfico

Enseguida llegamos a Isla Plana 




Abandonamos Isla Plana y tomamos una carretera que nos llevaba por el interior en dirección a Cartagena. Nos empezamos a agobiar con el tráfico ya que al carecer de arcén algunos coches nos pasaban demasiado cerca. Hay mucho hijoputa suelto.
Justo cuando comenzamos a subir el puerto de la jornada vimos como una furgoneta bajaba a gran velocidad y muy pegada al coche de delante. De repente la furgoneta dió un volantazo y cruzó la carretera dando una vuelta de campana. Quedó encajonada junto al arcén con las ruedas para arriba y el conductor atrapado dentro del vehículo. Enseguida llamamos al 112 y mandaron ambulancia y bomberos, aunque por suerte el hombre pudo salir por su propio pie con la ayuda de otros conductores.


La furgoneta accidentada y el conductor sano y salvo

Tras este susto comenzamos a subir por un duro puerto. Pero lo que menos nos preocupaba era la subida. Después del accidente no ibamos nada tranquilos por esta carretera sin arcén y con demasiado tráfico.

Coronamos el puerto

Y tomamos fuerzas

Al descender el puerto la cosa mejoró y llegamos a Cartagena casi sin darnos cuenta.


Llegando al "Pistacho". La Comisaría de Cartagena

Una parada en el Puerto de Cartagena, que ha mejorado mucho los últimos años

Submarino Peral en Cartagena

Abandonamos Cartagena en dirección a la ciudad minera de La Unión. Aunque continuamos rodando por carretera el arcén nos daba un poco de vidilla para evitar el tráfico. La verdad que durante esta jornada sufrimos bastante con el tráfico.

La Esperanza de llegar a Los Narejos

Desde La Unión comenzamos a descender poco a poco hasta el Mar Menor

Por fin llegamos a la Playa de Los Nietos en el Mar Menor. Desde aqui rodamos placidamente entre paseos marítimos y caminos hasta Los Urrutias

Desde Los Nietos a Los Urrutias se puede rodar tranquilamente por caminos paralelos al Mar Menor

Al fondo La Manga del Mar Menor


A la llegada al Mar Menor nos esperaba la Patrulla Aguila con sus acrobacias


Una delicia pedalear por esta zona del Mar Menor

Rodando por el Mar Menor


Paseo de Los Urrutias

Tomamos un carril bici para llegar a Los Alcazares

Y al llegar a Los Narejos fuimos directamente al chiringuito de "El Eusebio" a tomarnos unas birras. Nos lo mereciamos despues de 72 kms de ruta.

Esa tarde y el  día siguiente lo pasamos tranquilamente disfrutando de sol y playa en Los Narejos, para eso teniamos alojamiento "de gratis". Además nos mereciamos un descanso después de seis dias de bicicleta.



7ª ETAPA.  LOS NAREJOS - MURCIA (53 kms)


Parece que los últimos dias de sol han sido un espejismo y amanece de nuevo nublado y con fuerte viento. 
Aunque en principio pensabamos quedarnos el fin de semana en Los Narejos, el mal tiempo nos hace replantearnos el viaje y enseguida nos preparamos y salimos para Murcia. Dejamos casi todo el equipaje en Los Narejos para recogerlo otro día, así por lo menos evitamos llevar peso.
Aunque en otra ocasión  aprovechamos el carril bici que va paralelo a la autovia de Santomera para llegar a Murcia, ahora nos apetecia coger otro camino. 
Empezamos a pedalear cruzando las pedanías de La Roda y Dolores de Pacheco. Por caminos rurales y carreteras comarcales llegamos a Avileses y desde allí a Los Riquelme.


Esta vez la Patrulla Aguila nos despedía de Los Narejos


Desde Los Riquelme nos desviamos a la carretera que va hacia el Cabezo de la Plata. La zona es frecuentada por ciclistas, ya que esta vía carece practicamente de tráfico. 
La carretera va ascendiendo poco a poco y el viento como siempre nos castiga de frente. Al llegar a la cima vemos un panel informativo que indica un camino cruza la sierra, así que decidimos cogerlo.



Por fin de nuevo por caminos


Pasamos por un par de caserios abandonados


El camino desemboca en el Puerto del Garruchal

Bajamos por el Puerto del Garruchal hasta Murcia

Y después de siete días y 358 kms por fin llegamos a casa





8 comentarios:

  1. !Que maravilla de ruta habéis hecho, como lo curráis¡. Voy a ver si termino de arreglar mi bicicleta que, con tanta fotico chula me habéis dado envidia. Un abrazo.

    Thomas

    ResponderEliminar
  2. Pues ya sabes, ve arreglando la bici rápido que nos estamos poniendo fuertes y luego no nos podrás seguir el ritmo.

    ResponderEliminar
  3. Hola, muy interesante vuestro relato. Me parece precioso, según tengo entendido esa zona presenta muy buen clima durante todo el año. Así que tal vez me anime a final de año a realizarla. La duda que tengo es si puede realizarse con una bici híbrido, con rueda de 28 y cubierta fina, pero no tanto como las de carreras. Aparte; sabéis de alguna guía de la ruta??? o está señalizada o es simple para no perderse??? Si me podéis responder os estaría agradecido. Gracias y por adelantado y saludos.

    ResponderEliminar
  4. Soy un ciclista de la categoria piltrafilla.
    Pero lo estoy pasando genial con vuestro viaje por Almería.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Hola Juan!
    Nosotros tampoco es que seamos máquinas y menos en este viaje que fue el primero.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Perdona Miguel por no contestarte antes, no vi tu comentario. Es una zona muy seca aunque nosotros somos un poco GAFES y nos llovió. Con ruedas de 28 lo veo difícil en algunas zonas. No esta señalizado pero si te metes en la web de Transandaluz tienes un rutometro de esta zona muy detallado.

    ResponderEliminar

Por favor, identificate al escribir un comentario. Despues de escribir el comentario pincha en Nombre/URL y pon tu nombre (el URL lo puedes dejar en blanco)